07 enero 2009

CON UN HILO DE LUZ


Con un hilo de luz,
como una línea dentro de una sombra
adivinando el límite, el viento pulsa
el instante, de los sueños que me quedan.

Merodeando las dudas, se acercan los ecos
de la vida y las respuestas del tiempo,
que pierden altura sobre los recuerdos
ante el idioma dormido de las cosas,
mezclando el paso de las nubes y el vacío,
con raíces oscuras debajo de la tierra.

Y en esa incertidumbre, como un sueño
recién llegado, siento que me acerco a las
orillas de la plenitud para evitar,
que muera la palabra en el verso y la
ciegue la luz del silencio y prevalezca
junto a la voz del mar de las caracolas
evitando su naufragio, en el hueco
de cualquier propósito, llenándolo
de espacios de ilusiones, sueños y realidades.

Marcelino Menéndez González

1 comentario:

  1. bellisimo poema.que profundidad de palabras reliza un cuadro con colores diversos que llenar de esperanza y enaltece la vida del que lo sabe apreciar. siga asi.

    ResponderEliminar